Importancia de la higiene íntima

julio 17, 2013 de 3:24 pm | Publicado en Salud | 10 comentarios
Etiquetas: , , , , ,

Es probable hayas pasado alguna vez por un trastorno infeccioso en tu zona íntima. Éstos pueden desencadenarse por distintos factores como el uso de antibióticos, anticonceptivos, duchas vaginales y jabones con composiciones químicas fuertes.

higieneintima17072013_Los síntomas de las afecciones varían de mujer a mujer y en la mayoría de los casos ceden con tratamiento médico, pero sin duda, una correcta higiene diaria es la mejor manera de prevenirlos.

Infecciones vaginales más comunes

  • Tricomoniasis: infección que produce flujo abundante, de color amarillo-verdoso, espumoso y causante de picazón en el área genital.
  • Candidiasis vaginal: es producida por un hongo denominado Candida albicans y su principal síntoma es un flujo blanquecino espeso y entrecortado.
  • La vaginitis: causada por el agente patógeno Gardnella vaginalis, se caracteriza por la presencia de flujo amarillo o grisáceo con olor desagradable.

Jabones indicados

Existen detergentes cuyos ingredientes alteran el pH de la piel vulvo-vaginal, lo que repercute en la disminución de la flora bacteriana encargada de proteger nuestra zona íntima de patógenos externos (microbios y hongos) desencadenantes de diversas infecciones.

Por esta razón, es necesario optar por jabones especialmente elaborados para esta área, pues contienen ácido láctico, ingrediente no abrasivo que equilibra la defensa química genital.

Además, es preciso que realices una adecuada higiene dos veces al día, al levantarte y antes de dormir, para conservar la limpieza y frescura por más tiempo.

Después de cada lavado, seca muy bien tus partes íntimas; recuerda que la humedad es un medio idóneo para la reproducción de hongos y gérmenes. Asimismo, es recomendable que destines una toalla pequeña para el secado exclusivo de tus genitales; de esta manera prevendrás posibles contagios bacterianos a otras zonas del cuerpo.

Consejos

  • Evita la utilización de duchas vaginales, pues alteran la acidez regular del área intima.
  • Disminuye el uso de ropa muy ajustada, ya que no permite que la piel se oxigene adecuadamente.
  • Los lactobacilos que contienen el yogur natural, pueden ayudar a mantener la flora bacteriana vaginal en condiciones óptimas. Inclúyelo en tu alimentación.
  • No utilices esponjas o guantes para lavar el área, porque puedes enrojecerla fácilmente.
  • Procura emplear ropa interior de algodón en lugar de telas sintéticas.
  • Recurre a las consultas ginecológicas periódicamente para descartar cualquier tipo de patología en tus genitales.

Fuente:

– ucv

Anuncios

Blog de WordPress.com.
Entries y comentarios feeds.