Controla tu presión arterial durante el embarazo

septiembre 26, 2013 en 8:43 pm | Publicado en Familia, Salud | Deja un comentario
Etiquetas: , , ,

La hipertensión arterial es una de las afecciones más comunes que puede sufrir una mujer durante el embarazo. Esto se debe a que el cuerpo presenta una serie de cambios importantes, que pueden alterar los valores normales de la tensión, ocasionando dolencias y padecimientos.

Este problema debe ser detectado y tratado a tiempo para evitar complicaciones mayores, como la preeclampsia.

BlogDiagnóstico

El doctor debe tomarte la tensión arterial periódicamente. Llevar un control te ayudará a saber si tu tensión se ha mantenido en los niveles normales a medida que avanza el embarazo.

Para su medición los valores se expresan en dos números: el primero indica la presión sistólica (tensión alta) y el segundo la presión diastólica (tensión baja). En las mujeres embarazadas, una presión arterial mayor a 140-90 es considerada como hipertensión.

Causas

Todas las mujeres embarazadas pueden sufrir dolencias o malestares antes de dar a luz, pero algunas son más propensas a sufrir hipertensión arterial que otras.

Factores como la edad (si tienes menos de 20 años o mas de 35), desarrollar un embarazo múltiple o gemelar, primer embarazo, exceso de peso, antecedentes familiares de preeclampsia o si tu tensión arterial es elevada normalmente, influyen en el desarrollo de hipertensión.

Síntomas

La hipertensión es una enfermedad silenciosa. Son muchas las mujeres que padecen hipertensión leve o preeclampsia y no presentan síntomas. En estos casos, la afección puede detectarse con una muestra de orina o un seguimiento a la presión arterial.

Sin embargo, hay mujeres que sufren signos severos como: fuertes dolores de cabeza, problemas en la vista, dolores abdominales y aumento súbito de peso con retención de líquido e hinchazón.

Riesgos

Todos los tipos de hipertensión arterial conllevan a riesgos mayores al momento de dar a luz. Algunas de las complicaciones son: desprendimiento de la placenta, parto prematuro, bebés con bajo peso o nacimiento sin vida.

De igual manera, los órganos de la madre como: riñones, hígado y cerebro, pueden verse comprometidos.

Visita al médico y chequea constantemente tu presión arterial para detectar a tiempo la hipertensión.

 Fuente:

nacersano

Blog de WordPress.com. | El tema Pool.
Entries y comentarios feeds.

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 1.153 seguidores